Noticias

MISIONES SUCRE Y ALMA MATER PRIVILEGIAN DESARROLLO LOCAL INTEGRAL

Prensa Misión Sucre (02/11/2011)

Caracas, 02 Nov. AVN.- La construcción colectiva de un conocimiento útil para fomentar el desarrollo integral de los 335 municipios del país será el lineamiento rector que guiará el diseño de los nuevos Programas Nacionales de Formación (PNF) avalados por las Misiones Sucre y Alma Mater.

Si bien la transformación universitaria ha sido un compromiso transversalizado en la gestión del presidente Hugo Chávez Frías, el próximo lanzamiento de la Misión Saber y Trabajo -con la que se prevén crear 2 millones 800 mil puestos de trabajo- ha planteado la necesidad de profundizar la vinculación de los PNF con las necesidades y vocaciones socioproductivas de cada una de las regiones venezolanas.

La resolución nº 1.526, contenida en Gaceta Oficial número 39.788, de fecha 28 de octubre de 2011, así lo reseña, en consonancia con la política de transformación universitaria en cuyo adelanto ha trabajado de manera enfática el Ministerio de Educación Universitaria (MEU) durante 2011 y el Plan Nacional de Desarrollo Económico y Social de la Nación para el período 2007–2013.

La titular del MEU, Yadira Córdova, explicó en su momento que un "triángulo universidad-sociedad-saber" es lo que debe servir de escenario para definir las nuevas relaciones académicas y sociales que profundicen el compromiso de los profesionales con el desarrollo del país.

También el Plan 2007-2013 establece la necesidad de una formación para el ejercicio liberador y creador, puesto al servicio del desarrollo de las fuerzas productivas nacionales.

Los PNF datan de 2008 y constituyen un método de educación universitaria destinado al desarrollo integral del país en interacción con el entorno.

Como parte de la transformación universitaria y a la víspera de la oficialización de la Misión Saber y Trabajo, los nuevos PNF se diseñarán con base en el análisis de las vocaciones socioproductivas que los Comités Territoriales –designados por el MEU– han levantado en el ámbito municipal.

Es así como la pedagogía y didáctica crítica surgen como vías para la construcción de aprendizajes significativos bajo principios de la democracia participativa y protagónica, que valora la cultura, los saberes y la experiencia como aportes al conocimiento.

El pensamiento del pedagogo brasileño Paulo Freire, autor del textoPedagogía del oprimido (1969) sustenta teóricamente este primer lineamiento. En su obra, Freire propone una educación liberadora cuya génesis reposa en la concienciación que cada individuo debe realizar sobre su condición social para poder deslastrarse del modelo bancario educativo, según el cual el sujeto no construye conocimiento, sólo lo recibe.

Paralelamente, la concepción de un currículo flexible hace posible otra máxima de la educación popular: adecuar el proceso educativo a las necesidades y dificultades de los grupos sociales más desasistidos.

De acuerdo con la resolución plasmada en Gaceta Oficial, la promoción de modalidades curriculares flexibles parte de una concepción socio-crítica y permite adaptar las cargas y estrategias académicas a "los recursos disponibles, a la disponibilidad de tiempo y a las características geohistóricas propias de cada comunidad, estado o región".

Más que masificación, vinculación con la realidad

Con más de 140 mil egresados y 1134 aldeas distribuidas en todo el país, la Misión Sucre llegó en octubre pasado a su octavo aniversario. Con el propósito de profundizar y acompañar el proceso iniciado en 2003 por esta alternativa educativa en el camino hacia la articulación institucional y la transformación universitaria, el Gobierno Nacional creó en marzo de 2009 la Misión Alma Mater.

La noción de Aldeas Universitarias –centros educativos emplazados en zonas históricamente marginadas– con la que opera la Misión Sucre, así como la creación de 15 nuevas universidades públicas en el período que va desde 1999 hasta 2009 ha permitido elevar substancialmente la matrícula universitaria venezolana.

De 2000 a 2008 el número de cursantes de pregrados y posgrados en Venezuela aumentó de 894 mil 418 estudiantes a 2 millones 109 mil 331 alumnos universitarios. Tales cifras le valieron al país que la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) lo ubicara como el quinto país del mundo y el segundo en Latinoamérica con mayor matrícula en estudios de tercer y cuarto nivel.

Como parte de la creación de la Misión Alma Mater, el presidente de la República, Hugo Chávez Frías, pronosticó los resultados que tendría la relación de esta iniciativa con la Misión Sucre "esto va a ser una avalancha moral de luces, que se va a cruzar una con otra en el corto plazo. Son varias bombas atómicas juntas, un big bang moral de luces (...) que va a significar además, desde el punto de vista político, la confirmación, el fortalecimiento, el avance y la profundización del proyecto bolivariano y revolucionario".

Sin embargo, el desafío actual trasciende la necesidad de garantizar el acceso de todos a la educación. A partir de este momento, el MEU hilará más fino tanto en el diseño como en la gestión de los nuevos PNF.

De acuerdo con la nueva resolución, los programas se autorizarán una vez se haya verificado la pertinencia del programa con base en las políticas de desarrollo local, estadal o nacional; la idoneidad de su estructura académica y de su cuerpo docente; la disponibilidad de los espacios físicos para la ejecución de las clases, la definición de estrategias para el desarrollo profesional y académico del personal docente que participará en los programas; la formulación de políticas de desarrollo e innovación y las formas de vinculación social y comunitaria.

Hasta el momento, existen 24 PNF en las áreas de Diseño Integral, Geología y Minas, Medicina Integral Comunitaria, Estudios Jurídicos, Gestión Ambiental para el Desarrollo Local, Gestión Ambiental, Comunicación Social, Formación de Educadores, Administración y Gestión.

Los Programas Nacionales de Formación egresan tanto Técnicos Superiores Universitarios (TSU) -tras la aprobación de una carga de mínimo 90 unidades crediticias y una máxima de 110- como Licenciados, luego de haber cursado como mínimo 180 créditos y como máximo 220.

(Fin / PORTAL WEB AVN)






Ministerio del Poder Popular para la Educación Universitaria - Fundación Misión Sucre. RIF: G-20003871-3. Todos los derechos reservados.
Página web Diseñada por Caveguias. RIF: J-00092863-0
Página web Desarrollada por la Dirección de Tecnología de la Información de la Fundación Misión Sucre.